Artículo Revisado・Dieta y Nutrición

12 increíbles beneficios del aceite de pescado para la salud

Escrito por Jesús Emilio TorrealbaRevisado porDr. Walter Ciarrocchi

El reino animal, así como el reino vegetal, nos ofrece una gama inmensa de posibilidades terapéuticas naturales. En este sentido el aceite derivado del pescado, ha sido una opción disponible en el mar y de mucha abundancia.

El aceite de pescado tiene muchas propiedades medicinales, principalmente por su contenido de ácidos grasos poliinsaturados, que ayudan al organismo en la prevención y el tratamiento de algunas patologías, algunas de ellas de importancia.

En el siguiente artículo, te explicamos los valiosos beneficios para el organismo del consumo del aceite de pescado en la dieta diaria.

¿Qué es el aceite de pescado?

El aceite de pescado es un aceite obtenido a partir de los tejidos de algunas especies de peces marinas. Este aceite contiene principalmente dos ácidos omega-3: ácido docosahexaenoico (DHA) y ácido eicosapentaenoico (EPA).

Nota: Las fuentes dietéticas de dichos ácidos son los pescados grasos de mar, como el salmón, la caballa y la trucha, el atún, la sardina entre otros. Este puede obtenerse en el consumo directo del pescado , o de suplemento en cápsulas blandas.

Los aceites obtenidos a partir de anchoa y sardina, son las principales fuentes de los productos EPA y DHA. Estas dos especies son actualmente responsables del 80% de los productos omega-3 en el mercado.

La extracción del aceite de pescado se realiza mediante prensado húmedo, que es el método más utilizado para la producción a escala industrial. Su proceso consta básicamente en cuatro etapas: cocción del pescado, prensado, decantación y centrifugación.

Existen diferentes métodos para la extracción de este producto, de los cuales se derivan distintos rendimientos. Así lo explica un artículo publicado en la revista Ciencia & Tecnología Agropecuaria, donde se exponen distintos métodos para la extracción de este aceite. (1)

Para este proceso, son utilizados generalmente peces ricos ácidos grasos omega 3 de aguas muy frías y profundas, que se alimentan del plancton con ácidos grasos mono y poliinsaturados.

Propiedades del aceite de pescado

Las propiedades que se describen a continuación, corresponden al consumo de aceite de pescado obtenido directamente del pescado, o a través del consumo de suplementos como medicamento.

Vitaminas

Si la fuente de aceite de pescado es directa del consumo del pescado, las posibles vitaminas que consumirás serán vitamina A, vitaminas del grupo B como B3, B9 y B12, vitamina D, E y K. Esto puede variar de acuerdo al tipo de pescado que consumas.

Nota: En los suplementos de aceite de pescado u omega 3, pueden contener pequeñas cantidades de vitamina E para evitar su degradación. También pueden estar combinados con vitaminas A, B1, B2, B3, C o D.

La vitamina A ayuda a la formación y al mantenimiento de dientes, tejidos blandos y óseos, membranas mucosas y piel sanos. La vitamina B3, conocida como niacina, actúa en el metabolismo de proteínas, hidratos de carbono y grasas.

La vitamina B9, reduce las probabilidades de padecer cáncer de colon, es considerada un antioxidante, previene un tipo de anemia, contribuye a controlar la hipertensión, interviene en la formación del sistema nervioso y es usada en el tratamiento de los síntomas asociados a la menopausia.

La cobalamina o vitamina B12, es necesaria para producir células en la sangre, mantener un sistema nervioso sano, mantener sanas las neuronas y los glóbulos sanguíneos, participa en la elaboración del ADN.

La vitamina D, promueve la retención y absorción de calcio y fósforo, principalmente en los huesos, ayuda al intestino con la absorción de nutrientes, regula la presión sanguínea.

La vitamina E, actúa como antioxidante, al ayudar a proteger las células contra los daños causados por los radicales libres. La vitamina K, ayuda al cuerpo a construir elementos del aparato locomotor, a través de las proteínas. Esta vitamina es absolutamente esencial para prevenir enfermedades del corazón y construir huesos fuertes.

Minerales

Si la fuente de aceite de pescado es directa del consumo del pescado, los posibles minerales que consumirás serán calcio, hierro, potasio, magnesio, fósforo, sodio, zinc y selenio. Esto puede variar de acuerdo al tipo de pescado que consumas.

Nota: En los suplementos de aceite de pescado u omega 3, pueden estar combinados con calcio, hierro. El calcio, es el principal componente de los huesos y huesos.

El hierro es vital en la producción de enzimas que ayudan en la producción de células nuevas, aminoácidos, hormonas y neurotransmisores, en la conversión del azúcar de la sangre en energía, la producción de sangre roja en células, y en el transporte del oxígeno.

El potasio es un mineral muy importante para las funciones de electrolitos del cuerpo y para mantener el equilibrio de la presión sanguínea.

El magnesio es necesario para mantener un correcto funcionamiento del sistema nervioso y muscular, podría aumentar el rendimiento en el ejercicio, regula los niveles de glucosa en sangre, combate la depresión y mantiene un sistema inmunitario saludable.

El fósforo es un mineral esencial cuyo uso principal es el crecimiento y la reparación de células del cuerpo y tejidos, facilita información proteica, el equilibrio hormonal y la buena digestión. Es muy efectivo para potenciar la memoria y la concentración.

El sodio tiene dos efectos primarios beneficiosos: el control del volumen y presión sanguínea además de permitir el correcto funcionamiento de nervios y músculos. Contribuye al proceso digestivo y aporta energía.

El mineral de zinc ayuda a impulsar el sistema inmunológico y promover la sanación por su efecto antioxidante.

El selenio incrementa la protección ante el daño causado por radicales libres y tiene un impacto positivo en el sistema inmunológico.

Grasas

Del consumo de pescado directamente del pescado, se puede encontrar 100 gramos de pescado puede contener entre 4.9 y 11,45 gramos de grasa total, tomando en consideración la especie de pescado que consumas.

Si el consumo de aceite de pescado se hace a través de suplementos, 100 gramos contienen 100 gramos de grasa total, de los cuales 22,60 gr. son saturadas.

Calorías

Del consumo de aceite de pescado directamente del pescado, se puede encontrar entre 144 y 208 Kcal, dependiendo del tipo de pescado que consumas. En cuanto al contenido calórico de los suplementos, cada 100 gramos de este producto puede contener unas 900 Kcal.

Beneficios del aceite de pescado para la salud

Los beneficios que se describen a continuación, están realizados sobre la base de los componentes químicos del aceite de pescado, en sus dos forma más comunes de consumirlo, que son a través de la ingesta directa de pescado o a través de suplementos como medicamento:

1. Protege la salud cardiovascular

Los ácidos grasos Omega 3, contenidos en el aceite de pescado, disminuyen la mortalidad por enfermedad cardiovascular, mediante el tratamiento de las hiperlipidemias, mejorando el perfil lipídico del paciente.

Importante: El aceite de pescado reduce el riesgo de desarrollar placa de ateroma, responsable de la arteriosclerosis y con ello, mejorar el flujo de sangre tanto en las arterias como en el corazón.

Esta condición evita los riesgos de ataques cardíacos e insuficiencia cardíaca. En un artículo sobre “Efectos cardiovasculares de los ácidos grasos omega-3 y alternativas para incrementar su ingesta”, en los casos de trastornos cardiovasculares, la ingesta de alimentos enriquecidos en ácidos grasos poliinsaturados omega 3 (EPA y DHA) es una opción disponible. (2)

2. Disminuye la presión arterial

El ácido eicosapentaenoico (EPA), presente en el aceite de pescado, aumenta la vasodilatación reduciendo la presión arterial. Disminuye la hipertensión arterial sistólica y diastólica en hipertensos, mediante la expansión de los vasos sanguíneos, lo que hace que baje la presión arterial.

Importante: Un artículo del Hospital Clinicoquirúrgico Hermanos Ameijeiras, concluye que el suplemento dietético con AG ω-3 tiene un efecto hipotensor en pacientes hipertensos. (3)

En otro estudio se concluye, que la ingesta elevada de aceite de pescado puede reducir la presión arterial, especialmente en sujetos mayores e hipertensos. (4)

3. Reduce los niveles de triglicéridos y colesterol

Cuando el aceite de pescado es consumido de la propia fuente del pescado, el ácido eicosapentaenoico, se combina con la vitamina B3, que ayuda a reducir el colesterol y otras grasas en la sangre y previene la arteriopatía coronaria.

Nota: Un artículo de la Revista chilena de nutrición, concluye que los AGPICL ω-3 (ácidos grasos omega 3) de origen marino, como el EPA y el DHA, han demostrado ser eficaces en el tratamiento y prevención de variadas condiciones, entre ellas la dislipidemia. (5)

4. Ayuda a mejorar las funciones cerebrales

El ácido docosahexaenoico (DHA), presente en el aceite de pescado, es útil para mitigar el trastorno de déficit de atención y la hiperactividad.

Se cree que favorece el nivel cognitivo, debido a que se ha comprobado que los bebés nacidos de madres que han tomado ácidos grasos omega 3, tienen mejor coordinación de ojos y manos, así como mayor atención, habilidades sociales y puntuación en pruebas de inteligencia.

Con la incorporación de la vitamina E, las vitaminas B6 y B12 reducen la probabilidad de la aparición de la enfermedad de Alzheimer.

5. Reduce el riesgo de accidentes cerebrovasculares

Los ácidos de omega 3 (DHA y EPA) ayudan a un menor riesgo de un derrame cerebral, reduciendo sus factores de incidencia como lo es el colesterol alto, presión arterial alta, la diabetes y la aterosclerosis.

Importante: Un artículo de la Revista chilena de nutrición, concluye que los AGPICL ω-3 (ácidos grasos omega 3) de origen marino, como el EPA y el DHA, explica el efecto neuroprotector de ácido graso omega 3, a través de la ingesta de aceite de pescado. (6)

6. Fortalece los huesos y músculos

Cuando el ácido graso omega 3 es consumido principalmente a través de la ingesta de pescado, se suma el consumo de minerales como el calcio, potasio, el fósforo, la vitamina A y la D.

Por lo tanto, el aceite de pescado con la incorporación de estos minerales y vitaminas, ayudan en la formación y fortalecimiento del aparato locomotor del organismo.

7. Disminuye el dolor articular

El aceite de pescado, suele ayudar a la mejoría en la rigidez matutina y dolor en las articulaciones de personas con artritis reumatoide y con artrosis, ya que los ácidos grasos de omega 3 potencian al sistema inmunitario, importante en las personas adultas. Además, este ácido graso tiene un efecto antiinflamatorio en el cuerpo.

Nota: Un artículo de la Revista chilena de nutrición, mediante la revisión de antecedentes permitió establecer un potencial uso de los AGPICL ω-3 (ácido graso omega 3), como parte del tratamiento de la artritis reumatoide, especialmente en las etapas tempranas de la enfermedad. (7)

8. Ayuda a combatir enfermedades oculares

El ácido docosahexaenoico g (DHA) puede mejorar la agudeza visual, además de ser un nutriente que ofrece gran protección frente alteraciones de la retina como el glaucoma, la degeneración macular, retinopatías entre otras.

Por ende, el consumo de aceite de pescado en cualquiera de sus formas, tiende a un menor riesgo de padecer patologías oculares.

9. Mejora la salud de la piel y el cabello

Los componentes del aceite de pescado, ejercen un efecto antioxidante, bloqueando la liberación de enzimas inducidas por los rayos ultravioleta.

Ayudan a mantener la función celular de la piel en buen estado, por lo que aplicar aceite de pescado sobre las arrugas hidrata la piel. Es ideal para mejorar la piel seca y para tratar diversos problemas como eczema, psoriasis y erupciones cutáneas.

10. Ayuda a combatir alergias

Con el aporte de calcio, magnesio y zinc, además de la vitamina E, el aceite de pescado puede contribuir en la mitigación de procesos alérgicos inflamatorios como el asma y la rinitis.

Así lo indica un artículo de revisión titulado “Influencia de los ácidos grasos poliinsaturados omega-3 y omega-6 de la dieta y de sus metabolitos en la respuesta inmune de tipo alérgico”. (8)

11. Reduce la depresión y ansiedad

El aceite de pescado a través del ácido graso omega 3, es una alternativa para combatir la depresión, la psicosis, el Alzheimer y la esquizofrenia.

Esto es principalmente porque el ácido docosahexaenoico (DHA), ayuda a mantener la función de la dopamina y la serotonina, las dos hormonas que según la literatura, juegan un papel importante para desarrollar algunas de las condiciones anteriormente mencionadas.

12. Previene algunos tipos de cáncer

En varios ensayos, se ha evidenciado que a través de la disminución en la proliferación celular en la mucosa colónica, es posible la reducción del riesgo de desarrollar cáncer de colon, mediante el uso de omega-3 en las personas, observándose una leve mejoría. (9)

Importante: En un artículo de actualización de la Revista Chilena de Nutrición, exponen que existen evidencias que permiten establecer un posible uso preventivo y terapéutico de los ácidos grasos omega-3 frente al cáncer, específicamente el de próstata, mama y colon. (10)

¿Cómo consumir aceite de pescado?

Existen dos formas de consumir el aceite de pescado, y obtener los beneficios derivados de sus ácidos grasos, además del contenido de sus vitaminas y minerales, que son a través del consumo directo de pescado o por suplemento médico.

En pescados

La forma más común, de obtener los beneficios de los ácidos grasos omega 3 del aceite de pescado, es a través de la ingesta de pescado azul como la caballa, el arenque, la sardina, el atún, salmón, jurel y el caviar.

En complementos

A través de procesos industriales especializados y de distintos métodos de procesamiento, se obtiene el aceite de pescado puro, el cual es presentado en cápsulas blandas en distintas presentaciones.

Antes de consumir el aceite de pescado en esta presentación, es recomendable recurrir a un médico para que te recomiende la dosis adecuada a tu caso, de este medicamento.

Conclusiones Claves

  • El aceite de pescado es un aceite obtenido a partir de los tejidos de algunas especies de peces marinas.
  • Contiene vitamina A, vitaminas del grupo B como B3, B9 y B12, vitamina D, E y K.
  • Dentro de sus minerales se encuentra el hierro, calcio, sodio, zinc, potasio, fósforo y selenio.
  • El aceite de pescado es importante para la salud cardiovascular, cerebral, ósea, muscular y visual, además podría prevenir algunos tipos de cáncer.
  • Se puede consumir directamente en pescados o en complementos indicados por médicos especialistas.