Dieta y Nutrición

¿Cuáles alimentos con yodo se pueden consumir?

Escrito por Zaritza Girón

Actualmente, el yodo es considerado uno de los minerales con mayor importancia para la salud humana por sus aportes al sistema endocrino. La mejor forma de consumo de este elemento químico, es gracias a ciertos alimentos que lo contienen de manera natural.

Igualmente, la implementación del yodo en distintos tratamientos que mejoran afecciones de salud como el cáncer y la regulación del buen funcionamiento de la tiroides, lo convierten en un excelente aliado para mantener una buena salud física y mental.

Por consiguiente, a continuación conocerás los distintos alimentos que contienen yodo, además de algunos beneficios que aporta a la salud humana, para que puedas consumirlo naturalmente y obtener sus múltiples virtudes.

¿Qué es el yodo?

El yodo, es un elemento químico halógeno (no metálico), considerado como un mineral que se obtiene a través de distintos alimentos debido a que el cuerpo no es capaz de producirlo, sin embargo, posee diferentes beneficios para el organismo que conocerás más adelante en este artículo.

Igualmente, es considerado un nootrópico de acción rápida, esto quiere decir, que es conocido dentro del campo de la salud, como un medicamento inteligente que a su vez, es absorbido rápidamente por el organismo, destacando así la mejora en las funciones metabólicas del cuerpo.

Sus usos varían dentro de la medicina, siendo utilizado para combatir infecciones cutáneas, como medio esterilizador, es implementado como tratamiento en personas que se exponen a la radiación, además, es considerado un poderoso antioxidante y una de las sustancias imprescindibles para la correcta función de la tiroides.

Alimentos con yodo que puedes consumir

Los seres humanos, poseen la desventaja de no sintetizar yodo naturalmente, por lo que, su absorción debe ser a través de ciertos alimentos que lo contienen dentro de sus propiedades.

En este sentido, el Servicio de información sobre investigación y desarrollo comunitario (CORDIS), reveló resultados de una investigación realizada por la Unión Europea, donde revela el primer mapa sobre la deficiencia de yodo en personas nacidas en el Reino Unido, España y los Países Bajos.

Todo ello, con la finalidad de disminuir los problemas a nivel de tiroides y desarrollo cerebral. Por lo tanto, a continuación podrás descubrir cuáles son las principales fuentes de yodo y obtener así excelentes resultados que mejorarán tu salud.

Bacalao

Es un pez de aguas frías de muy fácil digestión para el organismo, sus beneficios radican en que su carne magra, es decir, con bajo nivel de grasas, se localizan en el hígado y no en los músculos, convirtiéndolo así en uno de los alimentos preferidos para personas de pesos elevados.

Los animales marinos, son los que más yodo contienen en comparación a otros alimentos, esto se debe a la alta concentración de dicho mineral presente en el mar que es absorbida por los peces.

En este sentido, por cada 85 gramos de bacalao fresco, puedes obtener alrededor de 100 microgramos de yodo, además, es uno de los alimentos comúnmente utilizados en la elaboración de suplementos a base de omega-3

Atún

El atún, es uno de los pescados con mayor cantidad de proteínas de alto valor biológico, utilizado en dietas de personas que padecen enfermedades cardíacas o que desean reducir su peso, debido a que su carne es rica en grasa, vitaminas y minerales, convirtiéndola en beneficiosa para la salud del corazón.

En este sentido, por cada 100 gr de este pescado puedes obtener hasta 10 mg de yodo, además de Omega-3, potasio, vitamina A y D, entre otros beneficios que ayudan a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre.

Algas

Se les conoce como plantas marinas, que han marcado un gran auge por su incorporación a diferentes platos gastronómicos de la comida asiática y por sus propiedades antioxidantes, la baja cantidad de calorías que posee y la gran presencia de minerales que tienen incluyendo el yodo.

Por su parte, el alga nori, que es la que tradicionalmente se utiliza en la elaboración de sushi y otros alimentos de origen asiático, se ha convertido en un alimento rico en propiedades depurativas y con una importante cantidad de yodo que al consumirla puedes obtener y disfrutar de sus beneficios.

Sal del Himalaya

Este tipo de sal, es de origen pakistaní y a la vista posee una tonalidad rosa característico de este alimento. Es utilizada en recetas para bajar de peso debido a que contiene menos cantidad de sodio y es rica en minerales.

El yodo presente en la sal del Himalaya es poco, sin embargo algunas empresas comercializadoras de este condimento, le añaden yodo y así posea mayores beneficios para la salud de quien la consume, además actualmente también producen sal yodada para las personas que requieren consumir una mayor cantidad de yodo.

Arándanos

Son frutas procedentes del norte de Europa, sin embargo, existen aproximadamente 200 tipos de arándanos alrededor del mundo. El más común es el fruto de forma circular, que destaca por su color azul oscuro y su característico sabor que se infunde entre el dulce y ácido.

Por otra parte, dicho fruto, es rico en antioxidantes y posee una elevada cantidad de yodo, por lo que, al consumir 11 gramos de arándanos, podrás absorber 400 microgramos de dicho mineral, convirtiéndolo así en una de las frutas más recomendadas para la dieta de personas que padezcan de la tiroides.

Fresas

Las fresas, al ser una de las frutas comúnmente utilizada en batidos, postres, mermeladas y gracias a su vistosidad, es también utilizada como decoración de platos gastronómicos, es una de las más consumidas a nivel mundial.

La presencia de yodo en las fresas es elevada, puedes obtener hasta un 10% de la cantidad necesaria de dicho mineral con solo ingerir una ración de esta fruta, además, posee dentro de sus propiedades vitamina K, vitamina C y es una rica fuente de ácido fólico.

Judías

Estas legumbres, son una excelente opción si deseas mejorar tus niveles de yodo, mientras se obtiene un alto contenido de fibra, que a su vez ayudan a regular el colesterol en la sangre, así como también son una excelente opción para la dieta de personas que desean bajar de peso y reducir sus índices glucémicos.

Papa

Este tubérculo, es conocido alrededor del mundo por las distintas formas que se puede emplear dentro de la gastronomía. A Pesar de que contiene grandes cantidades de carbohidratos y almidones, la papa es también un buen recurso para absorber vitamina C y yodo.

En este sentido, para obtener los minerales presentes en la papa, es necesario que la ingieras preferiblemente al horno. Es necesario destacar, que la mayor concentración de yodo en la papa se encuentra en su cáscara, para consumirla sólo debes lavarla muy bien y añadirla a tus platos favoritos.

Brócoli

El brócoli, es considerado un superalimento por la gran cantidad de beneficios y la variedad de nutrientes que le aporta al organismo. Destacan así las vitaminas del complejo B, vitamina C y vitamina A, posee también un alto valor de calcio, selenio, magnesio, fósforo y su gran aporte de yodo para el cuerpo humano.

Este último, está presente en el brócoli en alto porcentaje, por lo tanto, podrás obtener 15 microgramos de yodo por cada 100 gramos de brócoli que consumas, lo que se resume en una buena cantidad del mineral frente a otros vegetales.

Huevos

Los huevos de gallina, son considerados una de las principales fuentes de proteínas, vitamina A, B, D y E, además, de su excelente aporte de calcio y yodo, haciendo que sea el alimento preferido entre los deportistas y niños.

Por su parte, el consumo de huevos, preferiblemente enteros, es decir la yema y clara, le aporta alrededor del 16% de yodo que necesita tu organismo durante el día, gracias a que los productores de esta proteína complementan la alimentación de las gallinas ponedoras a base de yodo, así el huevo tendrá mayor concentración de este mineral.

Yogurt

El yogurt, se ha convertido en una de las principales fuentes de yodo, tanto por la cantidad que aporta al cuerpo humano, siendo considerados aproximadamente el 50% de yodo que necesita tu organismo diariamente, como por sus múltiples usos en las comidas.

A su vez, el yogurt, es uno de los alimentos que más consumen las personas que realizan actividad física, las embarazadas y es un excelente acompañante para los desayunos y meriendas de los más pequeños.

Avena

La avena, es comúnmente utilizada por sus propiedades que benefician la salud de corazón, ayuda a reducir de peso, regula el tránsito intestinal, disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos, equilibra la cantidad de glucosa en la sangre y además, contiene el yodo necesario para contrarrestar los síntomas de la tiroides.

Es así, como la avena se ha convertido en uno de los cereales más utilizados en las cocinas a nivel mundial, siendo su alto contenido de fibra lo que destaca y su fácil implementación en distintas recetas culinarias.

Maní

Este fruto seco, pese a ser alto en grasas y calorías, contiene diferentes vitaminas y minerales, incluyendo el yodo, que lo destacan sobre las demás. Las múltiples formas de consumir maní, lo han posicionado como uno de los alimentos con mayor variedad de usos en la gastronomía y su inconfundible sabor lo destaca sobre las demás semillas.

Manzana

Esta fruta conocida a nivel mundial, posee aproximadamente 11 microgramos de yodo por cada 100 gramos de fruta. El consumo de manzana, es habitual en personas que padecen de diabetes y de la tiroides por su gran cantidad de agua, esta además, es implementada en la dieta de corredores y personas que deseen reducir de peso.

La manzana golden, por su parte, le atribuye antioxidantes a tu organismo, además de vitamina C, calcio y un alto porcentaje de fibra alojada en la cáscara de este fruto, lo que la convierte en la fruta ideal para el consumo de mujeres en periodo de gestación.

Espinacas

Este vegetal es una excelente opción para consumir yodo, puesto que posee 12 microgramos por cada 100 gramos de ración. El alto contenido de hierro, antioxidantes, fibra, vitaminas, ácido fólico y su baja cantidad calórica, la vuelve una verdura con maravillosas propiedades.

Por otra parte, la espinaca es recomendada durante el embarazo, lactancia y sobre todo, en la dieta de personas ancianas, puesto que ayuda a fortalecer todos los sistemas del organismo y aumenta la producción de glóbulos rojos, es decir la producción de sangre necesaria para el correcto funcionamiento del organismo.

Importancia del yodo en la salud

Sus aportaciones como nutriente, le otorgan una gran importancia para el correcto funcionamiento del organismo humano, siendo considerado uno de los minerales más importantes en el tratamiento del cáncer y uno de los principales agentes en la buena función de la tiroides.

Asegura el correcto funcionamiento de la tiroides

La Sociedad Americana Contra el Cáncer, publicó un artículo, donde evidencia los beneficios de la implementación de yodo radiactivo como tratamiento para el cáncer de tiroides.

Esto se debe, a que el yodo inhibe la producción excesiva de hormonas cuando la persona sufre de hipotiroidismo, por lo que, la ingesta de yodo ayuda a disminuir el tamaño de la glándula tiroides y elimina las células hiperactivas.

Permite el desarrollo adecuado del cerebro y otros tejidos

La Organización Mundial de la Salud (OMS), advierte que la carencia de yodo en los humanos desde que están en el periodo de gestación, es la causa principal de las lesiones cerebrales durante el desarrollo de estos, incluso su deficiencia deteriora la función cerebral y desarrollo cognitivo en los niños.

En los adultos, el yodo se encarga de reparar las neuronas que no están funcionando correctamente, fortalece el desarrollo de tejidos y la cicatrización además, previene la degeneración cerebral.

Intervienen en el desarrollo psicomotor e intelectual

El yodo es un potente productor y regulador de uso de los neurotransmisores o receptores cerebrales, estos se encargan de realizar la conexión química entre las neuronas, por consiguiente, el yodo interactúa directamente en el desarrollo psicomotor de las personas, a su vez mejora la función cognitiva e intelectual.

Permite el correcto desarrollo del feto durante el embarazo

Investigadores del Congreso de la Sociedad Española de Endocrinología Pediátrica, realizaron un estudio donde reseñan, que es necesaria la ingesta de alimentos con yodo durante el embarazo, para fortalecer el desarrollo cerebral del feto y así evitar futuras patologías a nivel neurológicas.

Además, el yodo ayuda a la mujer gestante a regular las hormonas segregadas por la glándula tiroidea, haciendo que su función sea óptima, teniendo en cuenta los distintos cambios en el sistema endocrino que experimenta una embarazada, es imperativo que mantenga una dieta saludable y balanceada.

Es crucial durante la lactancia

Un artículo publicado por la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría, explica que el yodo es fundamental durante la lactancia debido a que su deficiencia afecta directamente el desarrollo neurológico y motor del lactante, además, es uno de los principales factores que intervienen en el retardo mental.

Por consiguiente, es imperativo que la madre consuma alimentos ricos en yodo, además de una dieta balanceada, para que pueda obtener los nutrientes esenciales para el buen desarrollo del bebé.

Síguenos en todas nuestras redes:

https://twitter.com/​TuInfoSalud

https://www.instagram.com/​tuinfosalud/

https://www.facebook.com/​tuinfosalud

https://www.pinterest.es/tu_​infosalud/

https://medium.com/@​tuinfosalud