Psicología y Salud emocional

¿Qué son los arquetipos de Jung y cuáles son sus características?

Escrito por Marie Galindo

Carl Gustav Jung fue un médico de nacionalidad Suiza, con un planteamiento en metodología psicológica sumamente influyente para el siglo XX. Su trabajo principal está basado a partir de las teorías de Sigmund Freud y nace al mismo tiempo que lo que conocemos como el inconsciente colectivo.

Escribió un libro de investigación psicológica profunda titulado Arquetipos e inconsciente colectivo, para el año 1970 y traducido en su totalidad al español en 1999.

En términos generales, Carl Jung quiso no quedarse sólo con esas funciones fisiológicas que se desarrollaron para explicar el comportamiento humano, sino que también desarrolló estudios a través de ciertos patrones de conducta, históricos y culturales para poder reconocerse y complementarse activamente.

A continuación, con este artículo descubriremos con más precisión cuáles son estos arquetipos (logrando ver con cuales nos identificamos), las características de esta metodología y qué es lo que realmente significa este término.

¿Qué son los arquetipos de Jung?

Los arquetipos de Jung son imágenes y símbolos de contenedores temáticos. Jung los definió como: “Factores y motivos que ordenan los elementos psíquicos en ciertas imágenes. Pero, de tal forma que sólo se pueden reconocer por los efectos que producen”.

Estos elementos los encontramos muy involucrados en el arte, en la literatura, incluso en las religiones.

Son patrones que explotan las personalidades de los individuos para producir posibilidades de crecimiento y conocimiento personal. De hecho existen trabajos de investigación donde se aplican para conocer dónde encajamos.

Características de los arquetipos de Jung

Entre las características de estos arquetipos, existe una compatibilidad en lo que puede ser un repertorio entre sus elementos. Además de ello se reconoce que son algo completamente personal e individual, aunque se generan y transmiten a través de una estructura social.

A continuación describiremos cuales son estas características y entendiendo a través de ellas como se establecieron los arquetipos como una estructura psíquica.

Constituyen patrones y símbolos universales

Son justamente estos los patrones con los que Jung trabaja. Con ellos, ejemplifica los arquetipos para que fuesen reconocidos a través de las culturas.

En la investigación titulada La psicología analítica de Jung y sus aportes a la psicoterapia, se expone cómo los patrones y símbolos son elementos fundamentales para el proceso terapéutico. Son de hecho definidos como una máquina psicológica que transforma energía.

Es entonces como cada uno de los individuos le otorga un significado personal a cada símbolo, en función a su experiencia y se examina a través de la psicología analítica la relación de paciente con el inconsciente colectivo.

Forman parte del inconsciente colectivo

Esto tiene gran importancia e influencia en la vida de las personas y tienen la capacidad de dirigir comportamientos, creencias y emociones de manera sustancial. Le permite oportunidad a la explicación de aferraciones religiosas o espirituales.

Los arquetipos forman parte del inconsciente colectivo para permitir comprender quienes somos, nuestras fobias e incluso los sueños a los que nos enfrentamos al dormir.

Simbolizan las motivaciones básicas del ser humano

Los arquetipos influyen en la multiplicación de posibilidades en las motivaciones de los individuos y crecimientos personales. Estos tienen incluso una cantidad de valores y descripciones capaces de influir en nuestra personalidad.

Para muchos autores ellos simbolizan un camino de significados propios, colectivos y universales.

Determinan la manera de procesar sensaciones y percepciones

Los arquetipos de Jung, son una manera de construir de cierta forma la oportunidad de procesar imágenes, percepciones y sensaciones en un sentido orientado. Son manifestaciones concretas, que pueden ser percibidas incluso como algo desconocido que provoca mayor impacto en nuestro ser.

En este sentido, los arquetipos son considerados como una de las funciones básicas para las personas, y agrupados con base a elementos como:

  • Pensamiento
  • Intuición
  • Sentimiento.

Son estos elementos los que van descubriendo la compleja personalidad del individuo y permiten un esfuerzo para comprenderla.

Se heredan de generación en generación

Los arquetipos de Jung, pueden ser considerados a través de su definición como patrones de conducta, incluyendo el hecho de que son heredados.

Su herencia es a través de la estructura cerebral. Y además, como vienen arraigados con la inconsciencia colectiva responden a instintos.

Definen los rasgos de cada persona

El trabajo de investigación de Juan Carlos Alonso, permite la comprensión de un yo que se considera como un proceso de evolución natural.

El proceso de hecho constituye una transformación de la personalidad, en el reconocimiento de su o sus arquetipos para adaptarse como individuo en una realidad externa e interna.

Permiten detectar conflictos entre el inconsciente y el consciente

El reconocimiento de los conflictos existe a partir del enfrentamiento con el yo. Los arquetipos son imágenes dominantes que formulan la oportunidad de una representación, pero que presenta material de experiencia consciente.

Es por tanto que en artículos científicos como Reflexión de estudio sobre la teoría de Jung y el arquetipo de la sombra, se reconoce la dificultad que se enfrenta al identificarnos, y con la conciencia desarrollada, aceptar lo inconsciente que se reprime para evitar la carga energética y corroborando igualdad en espacio temporal.

Los arquetipos de Jung

Los principales arquetipos o estereotipos se presentan como personajes clichés o predecibles. Existen a través de etiquetas que nos permiten conocer personajes artísticos, de literatura, y a nosotros mismos.

A continuación serán descritos con mayor especificidad cada uno de los doce arquetipos.

Sabio

Son buenos oyentes y normalmente orientados hacia el rol de la enseñanza. Aportan raciocinio y permiten el desarrollo de otros aspectos. Suelen ser planificadores, e incluso enjuiciadores.

Muestran su independencia a partir de su filosofía y cómo fortalecer su autoconfianza con el descubrimiento del mundo que lo rodea.

Héroe

Es una figura bastante importante. Son bastante típicos y en sus rasgos más característicos destacan:

  • El valor
  • La fortaleza
  • El triunfo.

Suelen ser además, aquellos que deben superar obstáculos para alcanzar sus metas.

Este arquetipo lo encontramos en historias épicas de la Antigua Grecia como por ejemplo Hércules, cuentos infantiles como Peter Pan e incluso sagas históricas como Harry Potter.

Inocente

Los rasgos que más destacan en este arquetipo son: pureza, sencillez e ingenuidad. Suele confiar mucho en los demás y presentarse con actitudes positivas, incluso frente a cualquier adversidad.

Aunado a eso, suelen ser despreocupados y con metas altruistas, además de la incansable búsqueda de la felicidad plena y eterna. Es romántico, soñador y sumamente optimista.

Explorador

Son fanáticos de los retos y aventuras. Son inquietos y con deseos de descubrir. No tienen miedo de movilizarse para aprender y absorber elementos culturales, filosofías, etc.

Por otra parte, son sumamente caracterizados por el desapego por lo que le cuesta establecerse en relaciones personales o laborales por demasiado tiempo.

Gobernante

Es dueño del control, o al menos es cómo prefiere que se desenvuelvan las cosas. Tiene afán de ser protagonista y tener la razón, además de saber siempre qué es lo mejor para todos a su alrededor. Y, aunque a veces se equivoque, siempre actúa desde el corazón cuidando los intereses de los suyos.

A veces su autoridad puede desencadenar malos entendidos o situaciones desventajosas, por su incapacidad de delegar. Puede adaptarse con naturalidad a las distintas sociedades.

Cuidador

Son caracterizados por su empatía y compasión. Basa su existencia en proteger a los demás y puede verse involucrado en situaciones donde fácilmente se aprovechan de estas cualidades.

Actúa de forma casi maternal y detesta sentirse egoísta. Suelen transmitir e inspirar en otros confianza y seguridad.

Amigo

Este arquetipo no desiste en la frecuente búsqueda de crear vínculos sociales y sentir que pertenece. Suelen ser bastantes confiables y caracterizados por su franqueza.

Es muy frecuente que estén en búsqueda de bienestar colectivo y no personal. Sus prioridades son distintas a las de otros arquetipos.

Creador

Este arquetipo suele nacer para crear algo que ni siquiera existe. Le gusta crear sus propias cosas, incluso su entretenimiento. Nunca se conforma o se siente satisfecho con lo que dispone, busca más.

Son soñadores y admiradores de la creatividad. Sus anhelos pueden producir frustraciones al no ser cumplidas, pero es persistente y confiado.

Bufón

Tiene una dominante actitud positiva y graciosa, pero eso no quita que su alma sea profunda. Le gusta hacer reír a quienes lo rodean y que se sientan amenos con su compañía. Incluso también que olviden sus preocupaciones.

Es considerado con capacidad de utilizar esta característica de su personalidad para mitigar y esconder sus miedos y o adversidades.

Rebelde

No creen en las imposiciones y se enfocan en ser distintos al resto. Intenta cambiar las cosas cuando percibe que algo no funciona y buscan quienes los acompañen en su rebelión. Son carismáticos.

A veces puede ser un poco individualista, pero está dispuesto a convocar, innovar y atrapar. Puede llegar a ser obsesivo y destructivo.

Amante

Es entre los distintos arquetipos, el más pasional de todos. Tiene una elegancia característica y ensoñaciones con el romance. Es sensible, pero también mucha necesidad de ser amado y aceptado, por lo que puede perder su identidad en el intento de complacer.

Cree en el amor ciegamente, de todas las formas posibles, y quiere crear vínculos estables en todos sus ámbitos, incluso en los laborales. A veces, eso lo hace tener dificultad para defender sus propios criterios y le cuesta mucho lidiar con conflictos.

Mago

Se caracterizan por ser muy carismáticos. Suelen tener una personalidad donde creen verdaderamente en sus ideas, y su capacidad de ver las cosas desde distintas perspectivas les permiten aportar realmente cosas que pueden transformar ideologías.

Se encuentran en constante proceso de evolución y entendimiento. Evocan la creatividad, imaginación, inteligencia y transformación.

Síguenos en todas nuestras redes:

https://twitter.com/​TuInfoSalud

https://www.instagram.com/​tuinfosalud/

https://www.facebook.com/​tuinfosalud

https://www.pinterest.es/tu_​infosalud/

https://medium.com/@​tuinfosalud