Dieta y Nutrición

Levadura de cerveza: propiedades y beneficios para la salud

Escrito por Zaritza Girón

La levadura de cerveza es un producto derivado de la fermentación de cereales, es notablemente conocida por ser uno de los ingredientes principales en la preparación de bebidas alcohólicas.

Sin embargo, su uso en la cocina se ha vuelto popular por los distintos beneficios que aporta a la salud humana.

Es por ello, que en el siguiente artículo podrás descubrir las extraordinarias propiedades de este tipo de levadura, además, conocerás las formas en que puedes consumirla.

¿Qué es la levadura de cerveza?

Se trata de un hongo unicelular del género S.cerevisiae y la especie cerevisiae descubierto por el químico francés Louis Pasteur en 1856. Sin embargo, desde el antiguo egipcio se utiliza la levadura para la producción de cerveza y productos panaderos.

En este sentido, el también bacteriólogo y físico demostró que la levadura de cerveza se obtiene luego de la fermentación de cereales como la cebada o el trigo, convirtiéndola así en uno de los cultivos in vitro más antiguos descubiertos por el hombre.

Su reconocimiento desde épocas antiguas se debe a que a diferencia de otros tipos de levaduras, ésta es totalmente natural. A pesar de tener un sabor amargo por los restos de lúpulo, es una de las levaduras comúnmente utilizadas en la industria panadera.

Un estudio publicado en la revista de divulgación científica de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, revela que se ha vuelto fundamental el papel que desempeña la levadura en las investigaciones científicas, biológicas, microbiológicas y bioquímicas.

Esto se debe a la gran variedad de procesos que se llevan a cabo a partir de la célula que compone la levadura de cerveza, así como los diferentes usos que se le pueden otorgar para el desarrollo de otros avances científicos.

De igual forma, su alto contenido proteínico de elevada digestibilidad convierte a la levadura de cerveza en el complemento ideal para dietas basadas en fibra, proteínas y vitaminas del grupo B.

Propiedades de la levadura de cerveza

La levadura de cerveza al ser un derivado completamente natural, la vuelve un alimento deseable para el consumo diario y un condimento que no sólo elevará tus recetas, sino que también te proporcionará distintas propiedades necesarias para la salud del cuerpo humano.

Por tal razón, conocer un poco más de lo que puedes obtener de este alimento te ayudará a obtener el máximo de los beneficios.

Proteínas

Entre el 45 y 60% del peso de la levadura de cerveza es proteínas, convirtiendo este hongo en una alta fuente proteínica para deportistas, personas que deseen combatir enfermedades anímicas y el ingrediente principal en dietas a base de proteínas.

Además, los distintos aminoácidos esenciales y su particularidad de rápida absorción, hacen que ingerir levadura de cerveza sea un complemento perfecto para la salud de tu cuerpo.

Vitaminas

La levadura es rica en vitaminas del grupo B, estas son la Tiamina (B-1), Riboflavina (B-2), Niacina (B-3), Ácido Pantoténico (B-5), Piridoxina (B-6), Biotina (B-7) y el Ácido Fólico (B-9).

Sin embargo, es importante destacar que la levadura de cerveza no contiene Vitamina B12 de manera natural.

En este sentido, las vitaminas del grupo B son beneficiosas para mejorar condiciones anémicas, debilidades a nivel muscular, además, a las mujeres en estado de gestación las ayuda a evitar las malformaciones congénitas en el feto.

Minerales y oligoelementos

La levadura de cerveza es rica en diferentes minerales y posee distintos oligoelementos esenciales que ayudan a nuestro organismo a desarrollarse y mantenerse sano.

Es así, como el hierro, selenio, azufre, magnesio, cromo, zinc y fósforo son los minerales presentes en la levadura de cerveza, encargados de la formación de colágeno, el fortalecimiento del sistema inmune, la regulación de glucemia en el cuerpo, entre otros beneficios que serán destacados más adelante.

Fibra

Al ser un derivado de la cebada y el trigo, la levadura de cerveza posee un alto contenido de fibra.

Por su parte, la fibra se encarga de regular los niveles de colesterol y glicemia en la sangre, evitando así problemas cardíacos a largo plazo.

También, las dietas ricas en fibra son conocidas por su efecto prebiótico, este se encarga de la estimulación de bacterias sanas en el tracto intestinal que regulan los problemas causados por estreñimiento.

Beneficios de la levadura de cerveza para la salud

Las diferentes propiedades, vitaminas y minerales presentes en la levadura de cerveza, la hacen un aliado especial para el organismo.

A continuación alguno de los beneficios de este condimento para la salud.

Disminuye el colesterol

El contenido de cromo de tipo orgánico que posee la levadura de cerveza disminuye el colesterol LDL que es el considerado nocivo para la salud, mientras que ayuda a mantener los correctos niveles del colesterol bueno o HDL.

La funcionalidad del cromo para la metabolización de las grasas y carbohidratos, es considerada importante para la salud del organismo porque reduce los riesgos de padecer enfermedades cardiacas, mejorando también la función cerebral y otros procesos corporales.

Regula la tensión arterial

El bajo nivel de sodio y la concentración de cromo presente en la levadura, regula la tensión arterial debido a que estas propiedades disminuyen los niveles altos de grasa presente en el cuerpo, lo que reduce el riesgo a padecer enfermedades cardiacas.

Por lo tanto, la moderada ingesta de levadura de cerveza en pacientes diagnosticados con hipertensión arterial puede ser beneficiosa siempre y cuando sea bajo supervisión médica.

Mejora el sistema inmune

La alta concentración de nutrientes activos que tiene la levadura, favorece el sistema inmunológico ya que esto estimula la producción de fagocitos.

Considerados glóbulos blancos, son células inmunitarias que se encargan de eliminar células muertas además rodean y reducen microorganismos no convenientes para un cuerpo saludable.

Aumenta la energía y estado de ánimo

Los deportistas suelen consumir levadura de cerveza en el desayuno o antes y después de sus entrenamientos gracias a que su gran aporte de vitaminas del grupo B y los distintos minerales que contiene ayudan a aumentar la energía y a su vez el estado de ánimo de tu cuerpo.

Previene problemas cardiovasculares

Como hemos mencionado anteriormente, la levadura de cerveza es ideal para reducir los altos niveles de colesterol en la sangre y grasas que puedan obstruir las principales venas del cuerpo.

A su vez, la levadura contiene ácidos linoleico y oleico, estas sustancias favorecen el sistema circulatorio mejorando así las funciones del corazón y disminuyendo los problemas cardiovasculares sobre todo en personas de avanzada edad.

Combate el hipotiroidismo

Especialistas recomiendan el consumo de levadura de cerveza a personas que padecen de hipotiroidismo ya que esta regula la actividad de la glándula tiroidea, llevándola a mejorar su funcionamiento y reduciendo notoriamente los síntomas de dicha enfermedad.

Regula el tránsito intestinal

Según investigaciones publicadas en la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU. la levadura de cerveza es favorable para combatir los malestares estomacales ocasionados por estrés agudo.

En este sentido, la ingesta de levadura regenera la flora intestinal ayudando a las personas que sufren las contradicciones del consumo frecuente de antibióticos o de una mala alimentación.

Del mismo modo, combate problemas estomacales como la diarrea o hinchazón. Mejorando notoriamente el tránsito intestinal gracias a la gran cantidad de probióticos que posee este hongo.

Regenera los tejidos dañados

La concentración de vitaminas del grupo B, junto con el zinc y la biotina presente en la levadura de cerveza, crean un combinación que activa el metabolismo y la regeneración de las células que al desarrollarse se convierten en tejidos sanos.

Es decir, dichas propiedades de la levadura estimulan los tejidos dañados o heridas para que se fortalezcan, cicatricen y sanen.

Mejora la piel, cabello y uñas

La biotina presente en las propiedades de la levadura de cerveza se encarga de la regeneración de la piel, el fortalecimiento de las uñas y el sano crecimiento del cabello.

Es por eso que, la levadura se ha convertido en un importante aliado para las mujeres que sufren de uñas quebradizas, cabello dañado y piel seca.

Las altas y variadas propiedades que posee la levadura de cerveza, hacen que no solo sea utilizada para darle volumen a las recetas en panaderías sino que también evita el envejecimiento prematuro de la piel, el cabello y las uñas.

¿Cómo consumir levadura de cerveza?

Gracias a todos los beneficios y propiedades antes mencionadas, la levadura de cerveza se ha convertido en el aliado natural de muchas personas.

Por tal razón, hoy en día se comercializa en distintas presentaciones para mejorar la fácil obtención de dichos nutrientes y sea aún más agradable la ingesta de este alimento.

El consumo de este hongo va a depender de para qué se utiliza. Puedes preparar platos o batidos y añadir 1 cucharada sopera de levadura de cerveza, esto en promedio para un adulto. Las dosis en niños deben ser reguladas y consultadas con especialistas.

Por otra parte, la levadura de cerveza se puede consumir en forma de comprimidos, cápsulas, copos o escamas, en polvo y también de manera líquida.

Sin embargo, al momento de adquirir levadura te recomendamos estar seguro que sea para consumo humano, puesto que también se comercializa para usos veterinarios y es altamente funcional en alimentos para animales.

Hay que tener en cuenta que, existen presentaciones para ser utilizadas en fermentos por lo que ingerirla de esta manera puede causar trastornos gastrointestinales.