Psicología y Salud emocional

Psicología del amor: ¿cómo surge desde la ciencia?

Escrito por Zaritza Girón

Uno de los sentimientos más importantes dentro de la consciencia humana es el llamado amor.

Desde la creación, el amor ha sido parte fundamental para la existencia del hombre, tanto así que la ciencia lo ha estudiado a tal punto de reconocer teorías que tratan de describirlo y definirlo.

Más allá de ser un sentimiento o uno de los elementos importantes para el día de San Valentín, el amor causa cambios químicos y físicos en las personas, haciéndolas reaccionar, comportarse y hasta sentirse diferentes por estar enamorados.

A continuación, podrás disfrutar de un artículo dedicado al amor desde un punto de vista psicológico y científico.

¿Qué es el amor según la psicología?

El psicólogo estadounidense Robert J. Sternberg, define al amor como “Un conjunto de sentimientos, pensamientos y deseos que, al ser experimentados simultáneamente, dan como resultado la compleja experiencia que llamamos amor”.

En este sentido, el autor presenta el amor como un sentimiento complejo dado al grupo de variables y estados de ánimo que desprenden de él.

Además, expresa que el sentir amor y sentirse amado es una de las batallas constantes por las que el ser humano atraviesa en vida, todo esto con la finalidad de encontrar felicidad y saciar las ansias por encontrar a una persona con quien establecer un vínculo afectivo.

Elementos del amor

El amor como sentimiento afectivo posee tres elementos fundamentales que lo definen y que son de vital importancia, entre una relación de pareja para que esta funcione correctamente.

Es así, como de los siguientes tres elementos es que se despliegan cada una de las características sentimentales y propias de una relación, es importante conocerlos para determinar si el sentimiento afectivo que sientes es realmente amor.

Confianza

La confianza es la capacidad que se desarrolla para creer en otra persona, sea en sus palabras, sentimientos o acciones, también, está asociada al respeto y la lealtad.

Este sentimiento de total seguridad se desarrolla y fortalece a través de las actitudes del ser querido, siendo esto una práctica continua, es decir, en relaciones de pareja la confianza debe demostrarse continuamente.

Sin embargo, la confianza es uno de los pilares que más cuesta mantener en pie, debido a que si se fractura puede acarrear inseguridades y dudas entre la pareja.

En otro sentido, la confianza también se asocia a la intimidad, cercanía y conexión sexual que dos personas poseen como demostración de afecto durante la consolidación de un vínculo amoroso.

Igualmente, la pérdida proporcional de la confianza va estrechamente ligada a la comunicación entre parejas, comunicar los sentimientos, dudas o molestias es imperativo para que una relación sea estable.

Pasión

La pasión se conoce popularmente por el deseo o atracción que se tiene por otra persona, además, es una de las emociones más fuertes que se siente en el amor.

También, se muestra como una necesidad e intenso deseo por mantener contacto físico, sexual y emocional de una persona hacia otra, es el continuo deseo por tener cerca al ser amado.

De la misma forma, la pasión puede sobrepasar sentimientos como el odio, la ira y en sus puntos más elevados hacer perder la razón dominando el amor por sobre todas las demás cosas.

Compromiso

Es tomar la decisión de amar, respetar y valorar a la otra persona siendo capaz de superar cualquier obstáculo que se presente en la relación.

El compromiso va de la mano con la fidelidad y la responsabilidad de hacer todo lo posible para que la relación funcione, además, de ser capaz de convivir en pareja y mantener siempre el amor.

Etapas del amor según la psicología

Según el psicólogo clínico John Gottman, quien describe las tres etapas del amor en su libro titulado Principios del amor: La nueva ciencia del amor, el amor va evolucionando según las distintas fases por las que atraviesan dos personas cuando inician una relación.

A continuación, podrás conocer las distintas etapas del amor y lo que las personas experimentan en cada una de ellas según la presente obra de Gottman:

Enamoramiento

El enamoramiento es la primera etapa, donde reina la ilusión y el deseo por conocer todo lo referente a la otra persona, las pequeñas cosas, lo realmente importante es enamorar al ser querido y mostrar todo lo bueno que tienes para dar.

Sin embargo, surgen también las dudas y el nerviosismo por el miedo al rechazo, pero también los pensamientos fantasiosos a largo plazo donde el enamorado cree haber conseguido a su pareja ideal.

Esta fase es contradictoria y de gran importancia porque puedes confundir un simple enamoramiento con amor verdadero, es aquí donde ocurren las decepciones cuando la otra persona no resulta ser quien realmente crees y quieres.

Amor romántico

Gottman define esta etapa como la crucial para determinar si es realmente amor verdadero, esto se debe a que es cuando comienza a aparecer el sentimiento de confianza y estabilidad emocional.

El amor romántico va acompañado de recuerdos sobre experiencias en relaciones pasadas, esta etapa es importante porque se presentan las dificultades por diferencias de caracteres y actitudes propias de la personalidad de cada individuo.

Por lo tanto, para superar esta fase la pareja debe apegarse a la tolerancia para saber llevar los distintos temperamentos sin llegar a frustrarse o renunciar a la relación.

Amor maduro

El autor describe esta etapa como la superación de todo lo anterior, es cuando la lealtad, el compromiso y la confianza se juntan para crear un amor verdadero.

En esta última etapa, los individuos comienzan a tomar más decisiones que benefician directamente la relación que mantienen, mientras que la tranquilidad, el afecto, el respeto y la comprensión se van consolidando cada vez más.

En esta fase es importante que la pareja posea una buena comunicación, se comiencen a aceptar el uno con el otro y sepan ya como lidiar con los defectos que cada uno en particular tiene.

Tipos de amor

Según la* Teoría Triangular del Amor* diseñada por el psicólogo estadounidense Robert Sternberg, existen 7 tipos de amor, cada uno de ellos se van formando por la unión de tres componentes: la intimidad, la pasión y el compromiso.

Es por ello, que a continuación podrás descubrir cuáles son los distintos tipos de amor que se pueden dar en una relación de pareja según la psicología:

Amor romántico

El amor romántico es la suma de la intimidad más la pasión, en este caso en la pareja no existe el compromiso, sólo el deseo infundado por la pasión y el cariño que se desprende de la intimidad.

Las visiones a futuro no son propias de este tipo de amor, en él sólo prevalece la atracción física y la sexualidad, es decir, se sienten unidos en la parte emocional y atraídos físicamente.

Por lo tanto, al no haber compromiso, este tipo de relaciones suelen durar cortos periodos de tiempo.

Amor sociable

También conocido como amor compañero, es el resultado de la intimidad junto al compromiso, al no existir la pasión, la pareja solo se mantiene unida por un sentimiento de responsabilidad que los impulsa a estar pendiente el uno del otro.

Suele suceder que relaciones monótonas donde prevalece la rutina o tienen gran cantidad de tiempo juntos, se convierta en un amor sociable, se extinguen los encuentros amorosos y solo existe aprecio o cariño por la otra persona.

Amor consumado

Cuando se fusionan la intimidad, la pasión y el compromiso nace el amor consumado amor completo. Se trata de las relaciones que viven el amor verdadero, donde reina la confianza, el deseo sexual, el compromiso, la fidelidad y lealtad.

Este tipo de amor al ser el más complejo, necesita dedicación constante a cada uno de sus componentes por partes iguales para que pueda durar.

Según el autor, lo más importante del amor consumado es no perder la comunicación, el respeto, el contacto físico y por sobre todas las cosas, la honestidad entre ambos.

Encaprichamiento

Es lo que la inmensa mayoría conoce como amor a primera vista, se desprende del encaprichamiento y es la característica principal de un amor donde solo se siente pasión, atracción y deseo físico.

Por lo tanto, este es uno de los principales tipos de amor que no suelen durar tanto tiempo.

El mero encaprichamiento sucede cuando la persona cree estar sintiendo amor por alguien que solo ha visto, no la conoce personalmente, por lo que este sentimiento puede desvanecerse de la misma manera en que comenzó.

Por lo tanto, al ser la pasión lo que lo rige, el individuo experimenta fuertes sensaciones psicofisiológicas, es decir, el intenso deseo de poseer a la otra persona junto a las reacciones corporales al sentir taquicardia, palpitaciones o enrojecimientos.

Amor loco

La pasión y el compromiso se unen y desprenden el amor loco donde la intimidad no es algo relevante, este tipo de relaciones son fugaces, la confianza se hace a un lado y solo se desea estar con la otra persona y ser fiel sin sentido alguno.

Por tal razón, se le define como amor loco, el autor describe que suele suceder cuando una pareja se conoce, rápidamente se compromete y forman una unión, para ellos no es importante la responsabilidad, la confianza y todo lo que implica mantener a flote una relación.

Amor vacío

El sentir sólo compromiso se determina como amor vacío, no existe la atracción física, ni la intimidad, en este punto a la persona solo le importa ser responsable y respetuoso con el otro.

Dicho tipo de amor va tomando fuerzas cuando ya la pareja no está unida por algún sentimiento, sino por el compromiso de mantenerse juntos, esto suele suceder en matrimonios donde el vínculo lo mantienen los hijos y ya no existe el afecto mutuo.

En este sentido, al llegar a esta etapa lo próximo es que la relación termine, si es el caso de matrimonios o vínculos que tienen gran cantidad de tiempo juntos lo recomendable es que sean sinceros y tomen la decisión que más les sea conveniente.

Cariño

La intimidad es la causa de sentir cariño por otra persona, suele presentarse en mejores amigos, donde la confianza y la comunicación es lo que prevalece, no existe pasión ni compromiso entre ambos.

Por lo tanto, el cariño está relacionado a sentimientos afectivos que puedan emanar dos personas sin llegar a establecer un vínculo amoroso o relación de pareja.

Sin embargo, es considerado como uno de los componentes más significativos en relaciones de amistad.

Proceso químico cerebral del amor

Según el libro “Por qué amamos” escrito por la antropóloga Helen Fisher, el amor comienza en el cerebro por la liberación de neurotransmisores y hormonas que crean las sensaciones propias de estar enamorado o sentir afecto hacia otra persona.

El proceso químico ocurre gracias a la segregación de neurotransmisores como la dopamina, que se encarga de otorgar sensación de placer y relajación y serotonina, es el neurotransmisor encargado de los estados de ánimo.

Además, el cuerpo produce feniletilamina y norepinefrina, que provocan efectos estimulantes, eufóricos o excitantes, también, el cerebro produce endorfinas que son las encargadas de crear sensaciones de seguridad, protección y poseen efectos analgésicos.

Por otra parte, se encuentran las hormonas, tales como la epinefrina o adrenalina, que estimula el sistema nervioso, la norepinefrina la cual el organismo en situaciones estresantes normalizando la circulación sanguínea y presión arterial.

Una de las hormonas más conocidas en el proceso químico del amor es la oxitocina, esta sustancia es la responsable de estimular la creación de vínculos afectivos, produce sensación de calma, amor y afecto.

En el caso de los hombres, el cuerpo segrega testosterona, es la hormona encargada de proveer y acentuar los rasgos masculinos, además libera feromonas y perfumes naturales cuando el hombre se encuentra enamorado.

Por su parte, el organismo femenino produce estrógeno, considerada como la hormona involucrada en el ciclo menstrual de la mujer.

Y como en el caso de los hombres, el estrógeno es segregado en mayor cantidad cuando la mujer siente conexión física con otra persona.

¿Cómo identificar el amor verdadero?

Para todas las personas, en algún punto es importante conocer si realmente se está disfrutando de un amor verdadero o es sólo uno de los otros 6 tipos de amor, donde su finalidad está desligada del amor consumado.

En este sentido, el psicoanalista, psicólogo social y filósofo alemán Erich Fromm relata en su libro “El arte de amar”, que para la mayoría de las personas lo único importante es ser amado, sin embargo existen otros factores que son igual de importantes.

El autor revela que existe una necesidad por sentirse dignos de amar y la actitud errada de las personas al pensar que no hay nada que aprender sobre el amor.

Por consiguiente, a continuación podrás conocer las características de un amor verdadero y la manera de identificarlo:

La pareja trabaja en equipo

En una relación de pareja estable, se debe trabajar en equipo para que el equilibrio se mantenga, esto se refiere a establecer metas, saber cuáles son las prioridades y necesidades a cubrir en la relación, pero que los dos trabajen por igual para conseguirlo.

Así mismo, darse apoyo mutuo en temas financieros, laborales y que exista una buena comunicación para dar a conocer entre ambos si algo no está funcionando de la manera correcta o la esperada.

El trabajo en equipo se debe fortalecer cuando las responsabilidades son aún mayores, tratándose de hijos ó en dado caso mascotas. Por lo que, dividirse el trabajo mejorará su conexión y ayudará a simplificar las tareas diarias.

Hay comunicación asertiva y confianza

Tanto la confianza como la comunicación son dos elementos claves para saber si un amor es verdadero, decir lo que piensas de tu pareja a tal punto de comunicarle si existe un problema, evitará consecuencias mayores.

Igualmente, la confianza al establecer un nexo afectivo con alguien va más allá de lo sexual, es saber que puedes contar con la otra persona en todo momento, al grado de compartir las cosas más importantes para ti con esa persona.

Hay libertad e incondicionalidad

Un amor verdadero no es una prisión, el ser humano por naturaleza es libre, como pareja se deben establecer reglas para que la libertad no se vea perjudicada por el deseo de controlar todo lo que el ser amado hace.

Mientras que el ser incondicional va ligado al sentimiento de querer todo lo mejor para la otra persona, amarla sin condición alguna y haciendo lo mejor que se puede por el bienestar de la relación.

El respeto es fundamental

Por último, pero muy importante, se encuentra el respeto, todo amor verdadero debe estar forjado con respeto la responsabilidad ante todo de ser fiel y honesto.

El respeto entre parejas es crucial para el crecimiento de la relación amorosa, es el determinante de si el vínculo puede avanzar o no.

En este sentido, el respeto se debe establecer como punto principal cuando dos personas deciden unirse y mantenerlo siempre va a depender de los dos.

Síguenos en todas nuestras redes:

https://twitter.com/​TuInfoSalud

https://www.instagram.com/​tuinfosalud/

https://www.facebook.com/​tuinfosalud

https://www.pinterest.es/tu_​infosalud/

https://medium.com/@​tuinfosalud