Artículo Revisado・Dieta y Nutrición

Sal del Himalaya: propiedades y beneficios para la salud

Escrito por Jesús Emilio TorrealbaRevisado porDr. Walter Ciarrocchi

En la actualidad, disponer en nuestra cocina de alimentos que favorezcan la estabilidad fisiológica y funcional del organismo es muy importante y sin duda uno de ellos es la sal.

En el mundo hay variedades de este mineral, pero en razón de su obtención, le proporcionan a cada una de ellas propiedades particulares.

En este sentido, la sal del Himalaya ha sido considerada como un componente alimenticio, debido a los oligoelementos presentes en ella.

En el siguiente artículo, te describimos con detalle, los beneficios de este mineral, en el funcionamiento del organismo humano.

¿Qué es la sal del Himalaya?

La sal del Himalaya, es uno de los tipos de sal existentes en el mundo, junto con la sal blanca, sal kosher y la sal marina.

Con unas características peculiares, la sal del Himalaya es muy interesante, tanto para la mesa, cómo para uso terapéutico. Proviene de la mina de sal de Khewra en el distrito de Jhelum, en Pakistán, que es la segunda mina más grande del mundo.

Nota: Está compuesta en un 98% de NaCl (cloruro de sodio) y un 2% de elementos traza u oligoelementos, entre el que se encuentra el hierro, responsable de otorgar al mineral su color característico rojizo.

Su historia se remonta hace más de 250 millones de años. Esta sal, con el paso del tiempo, las minas donde se encontraba se secaron y dejaron esta sal de roca como depósitos. Conservó su pureza natural, gracias a la región montañosa que la protegió de los productos químicos y contaminantes.

Esta es una de las razones por la cuáles, la sal rosa del Himalaya es ahora uno de los alimentos naturales más saludables y demandados por el hombre.

Para conservar su pureza, esta sal se extrae manualmente de sus reservas naturales, no contiene aditivos ni conservantes como los presentes en la sal de mesa común.

Propiedades de la sal del Himalaya

Las propiedades de la sal del Himalaya, se basan sobre el contenido de oligoelementos que posee, y las cuales describimos a continuación:

Minerales

Comparándola con la sal refinada, esta presenta similar cantidad de sodio y cloro, pero la diferencia es que la sal rosa aporta de manera natural, trazas de minerales como: calcio, potasio, magnesio, azufre, hierro, manganeso, flúor, yodo, zinc y cromo.

Importante: En un artículo realizado por la facultad de biofarmacia de la Universidad Megatrend, en Serbia, se realizó una caracterización de los componentes de la sal del Himalaya, que convalida lo anteriormente mencionado (1).

Beneficios de la sal del Himalaya para la salud

Los beneficios descritos a continuación, se realizaron sobre la base de los oligoelementos presentes en la sal del Himalaya:

Mejora la tensión arterial

La combinación de los oligoelementos como el calcio, magnesio y potasio contenidos en la sal del Himalaya, contribuyen a equilibrar la presión arterial.

El potasio contribuye a la relajación de las paredes de los vasos sanguíneos, lo cual reduce la presión arterial. El magnesio ayuda en el transporte de potasio y el calcio ayuda específicamente en la contracción de los vasos sanguíneos, hecho que inevitablemente sube la presión arterial.

Fortalece los huesos

El flúor, contenido en la sal del Himalaya, ayuda con la fijación del calcio en los huesos, el cobre influye decisivamente en la fortaleza ósea, previniendo enfermedades como la osteoporosis.

Disminuye calambres y tensiones musculares

Como se mencionó anteriormente, la sal del Himalaya contiene magnesio el cual es un mineral que debe mantenerse en equilibrio con el calcio, el sodio y el potasio para que el sistema neuromuscular funcione de la forma adecuada y evitar así las contracciones involuntarias de los músculos.

Reduce las migrañas

Minerales cómo el cobre, el magnesio y el azufre, presentes en la sal del Himalaya, mitigan los efectos de la migraña.

Regula el ph de la piel

Contrariamente, los alimentos que contienen hierro, azufre y fósforo como las carnes, el huevo, los lácteos y los frutos secos, son promotores de acidez. Mantener la acidez y la alcalinidad balanceadas, es la clave para un buen funcionamiento del cuerpo.

Estos minerales forman reacciones alcalinas en el cuerpo y se encuentran principalmente en las frutas y las verduras.

Nota: La sal del Himalaya contiene trazas minerales de calcio, magnesio, sodio, potasio y zinc que mantienen la cantidad de ácidos y de álcalis en equilibrio.

Contribuye a la calidad del sueño

Mantener los niveles óptimos de magnesio protegen la salud metabólica, estabilizan el estado de ánimo, mantienen el estrés bajo control y promueven un mejor sueño.

Nota: La sal del Himalaya puede contribuir a mejorar la calidad del sueño, debido a las cantidades de magnesio que contiene.

Aumenta la energía

El contenido de zinc en la sal del Himalaya, estabiliza la membrana celular y participa en la fabricación de insulina, entre otros. Este mineral se usa en variadas reacciones biológicas, en los músculos, el cerebro, los huesos y en las células.

Su papel es importante, porque permite que el cuerpo pueda producir energía. Se requieren unos 8-12 mg al día, y su ingesta conjunta con vitamina C aumenta su absorción.

Por otra parte, el contenido de hierro de la sal rosa, ayuda al oxígeno a circular por todo el cuerpo y es necesario para que las células puedan desarrollarse y funcionar correctamente.

Importante: La deficiencia de hierro a menudo provoca anemia, que puede deteriorar las facultades cognitivas, disminuir la inmunidad y afectar negativamente al rendimiento en el trabajo. Una deficiencia de zinc podría disminuir los niveles de energía.

Contribuye con la absorción de nutrientes

El contenido de sodio, cromo, zinc y manganeso, que tiene la sal del Himalaya, actúan en el procesamiento de carbohidratos, estimulan ácidos grasos y del colesterol, además de contribuir en la absorción de nutrientes para el organismo.

Consideraciones sobre el consumo de sal del Himalaya

Considerando que la composición de la sal del Himalaya, contiene 98% de cloruro de sodio y 2% de trazas de minerales, se debe igualmente realizar una reflexión sobre su consumo. A continuación te damos la más importantes:

Puede generar hipertensión

Cuando el consumo de sal está por encima de la cantidad recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), (5 grms), puede generar retención de líquidos en el organismo, propiciando el incremento de la presión arterial. (2)

Puede ocasionar problemas en los riñones

Los riñones funcionan como el filtro del organismo. Entre los minerales que filtran, está el cloruro de sodio (sal). Estos cristales se van depositando en las paredes de los riñones, formando piedra, llamados cálculos renales.

Nota: Los cálculos renales limitan y hasta destruyen la estructura funcional de los riñones, impidiendo su función desintoxicante.

Puede causar retención de líquidos

Para compensar el incremento del cloruro de sodio en el organismo, este lo que hace es retener agua, provocando un aumento del volumen de sangre en los vasos sanguíneos y con ello un aumento de la presión arterial.

Importante: El consumo de sal del Himalaya no debe excederse a los valores mínimos recomendados.

Conclusiones Claves

  • La sal del Himalaya proviene de la mina de sal de Khewra en Pakistán, la segunda más grande del mundo.
  • Es considerada uno de los elementos naturales más saludables y demandados por el hombre, ya que no contiene aditivos ni conservantes.
  • Contiene minerales como el calcio, potasio, magnesio, azufre, hierro, yodo, zinc y cromo.
  • Posee grandes beneficios para la salud como mejorar la tensión arterial, fortalecer los huesos, disminuir calambres y migrañas, así como regular el ph de la piel.
  • Su consumo no debe exceder la cantidad mínima recomendada de 5 gramos al día, ya que puede generar retención de líquidos, hipertensión y problemas renales.