Artículo Revisado・Educación Sexual

¿Qué es la sequedad vaginal y cómo se puede aliviar?

Escrito por Mauricio ColazingariRevisado porDr. Walter Ciarrocchi

La sequedad e irritación en la piel es incómoda y desagradable. Puede ser ocasionada por malos hábitos, perjudicando nuestra vida social y hasta la íntima.

La sequedad afecta incluso órganos íntimos o genitales, como lo son el pene y la vagina, lo que puede traer consecuencias negativas para la salud personal, afectando el desempeño sexual incluso.

Por ello en el presente artículo, conoceremos lo que es la sequedad vaginal y cómo puede aliviarse correctamente, conociendo sus causas y tratamientos adecuados.

¿Qué es la sequedad vaginal?

La sequedad vaginal, es aquella patología donde la zona de la vagina presenta una disminución de fluidos estrógenos, las hormonas sexuales que se forman en los ovarios.

Comúnmente esto ocurre durante la etapa de la menopausia, en mujeres de avanzada edad, este tipo de atrofia afecta a la vagina principalmente y todos sus alrededores, otras veces puede extenderse a varias partes de la piel del cuerpo humano, dando la sensación de tejido o piel seca, sin lubricación natural.

Nota: Un estudio médico recalca que “Antes de la menopausia, el organismo de la mujer produce estrógenos (las principales hormonas femeninas), que regulan el ciclo menstrual, mantienen las paredes vaginales flexibles y bien lubricadas”. (1)

Causas de la sequedad vaginal

La sequedad vaginal tiene diversas causas, muchas tienen que ver con la menopausia o reacciones alérgicas, lo importante es reconocerlas y cómo hacer frente a ellas:

Anticonceptivos hormonales

Es una causa principal, especialmente si se toman anticonceptivos hormonales sin previas prescripciones médicas. Ya que estos anticonceptivos hormonales, evitan que los ovarios puedan liberar un óvulo y a veces influyen en la mucosidad de la vagina.

Nota: El método anticonceptivo hormonal es conocido como “la pastilla anticonceptiva”.

Medicamentos

El exceso del consumo de ciertos medicamentos, mayormente para quitar el sueño o aliviar el estrés y la ansiedad, pueden influir mucho en el funcionamiento de la vagina y sus alrededores.

Y cómo afecta la morfología, incluso afecta funcionamientos simples como orinar adecuadamente y hasta llegar a casos más graves como disminuir los estrógenos y alterar el ciclo menstrual.

Disminución de estrógenos

Esta es la principal causa de la sequedad vaginal, cuando se trata de la disminución de hormonas sexuales, conocidas como estrógenos. Esto comienza durante la etapa de la menopausia y puede prolongarse, si no se trata adecuadamente, a un alto porcentaje de reducción de estrógenos en la zona vaginal.

Nota: Un estudio menciona que “Durante la menopausia empieza a disminuir el nivel de las hormonas femeninas, principalmente de los estrógenos, lo que tiene consecuencias en diversos tejidos del organismo”. (2)

Infecciones vaginales

Las infecciones vaginales influyen en la sequedad vaginal muy frecuentemente, tales como la vaginitis o la vaginosis. Estas afectan el funcionamiento interno del útero y pueden dañar o frenar la mucosidad que existe en este órgano. Son causadas por bacterias y microorganismos muy severos, transmitidos por contacto sexual.

Uso de productos irritantes

Estos productos irritantes son conocidos, ya que al entrar en contacto con las paredes mucosas, causan reacciones alérgicas o de inflamación casi de manera inmediata, lo que resulta perjudicial para el órgano genital y el cuello uterino. Pueden ser productos estéticos u otros como duchas vaginales.

Ropa muy ajustada

La ropa ajustada daña las paredes vaginales, obstruyendo los labios y haciendo difícil el movimiento pélvico o el funcionamiento del mismo. Esto puede ser muy común, en aquellas mujeres que desean vestirse de manera muy elegante o coqueta.

Consumo de cigarrillo

Consumir cigarrillos es muy perjudicial para el ser humano, debido a la cantidad de químicos nocivos que pueden afectar los pulmones, la garganta, deteriorar la piel y extenderse a otros órganos, incluso los genitales y la fisiología de estos.

Nota: Se conoce, gracias a un estudio médico, que “Ningún otro producto de consumo es tan peligroso ni mata a tantas personas como el tabaco, sustancia cuyo consumo se ha convertido en un problema de salud pública”. (3)

Estrés y depresión

Por último, el estrés y la depresión son causantes de la sequedad vaginal, principalmente porque la preocupación y la angustia, hacen que las defensas del sistema inmunológico se debiliten y permitan el paso de enfermedades, sarpullidos e irritaciones de una forma más fácil.

Síntomas de la sequedad vaginal

Hay síntomas claros sobre la sequedad vaginal, distintos tipos de síntomas que deben reconocerse al instante, en caso de que surja alguna gravedad:

Dolor al orinar

Es uno de los síntomas principales, cuando se siente dolor al orinar, un dolor presente en la uretra y hasta sus alrededores como el útero, el clítoris y hasta los labios mayores o menores.

Importante: Hay que estar atento de que tanto grado de dolor se siente o qué tan frecuente es este dolor.

Dolor y sangrado en las relaciones sexuales

El sagrado durante las relaciones sexuales, acompañado con extremo dolor, no es frecuente, por ello una pareja debe estar al tanto si, durante el acto, se sienten incómodos por presencia de fluidos rojos o un dolor no soportable por parte de la mujer. Es importante este apoyo mutuo en pareja.

Ardor y comezón

El ardor y la comezón no son normales, si se sienten muy prolongados y se extienden a los alrededores de las paredes vaginales. Si es muy molesto y no se termina, esto además, puede generar irritación y luego no se logra quitar fácilmente, puede herir seriamente a la zona de la vagina.

Flujo leve

Por ultimo, en la sequedad vaginal se pueden ver presentes ciertos flujos leves, a veces de colores extraños, como flujo amarillo o de otros colores como rojo y marrón.

Nota: Pueden ser con olores no agradables y texturas raras. Esto es síntoma de bacterias o infecciones, evitando la lubricación de la zona vaginal.

¿Cómo aliviar la sequedad vaginal?

Afortunadamente, hay distintas maneras de aliviar la sequedad vaginal, ponte cómoda, lee acerca de ellos, para poder evitarla y no prolongarla. Tómalo como una especie de tratamiento.

Humectantes

Los humectantes son un buen medio para aliviar la sequedad vaginal, porque humedecen y suavizan la piel, especialmente si se refiere a la piel o tejido vaginal. Retienen el agua que está en la capa externa de la piel y mantienen hidratada o fresca la misma, con el fin de evitar irritaciones.

Lubricantes

Los lubricantes buscan el mismo fin, humedecer ciertas zonas que no sean la piel solamente, sino específicamente los órganos genitales. Dichos lubricantes son frescos y ayudan a lubricar o dilatar la vagina.

Tip: Esto puede servir para masajes genitales o relaciones sexuales para reducir dolor, o en todo caso un ardor vaginal.

Terapia de estrógenos

Estas buscan aliviar el paso de la menopausia, que como sabemos, reduce los estrógenos del órgano genital, sin embargo es un arma de doble filo ya que en ciertos casos, si no se toman adecuadamente, pueden aumentar el riesgo de cáncer uterino. Por ello deben ser evaluados por un ginecólogo o médico especialista.

Hábitos adecuados de higiene íntima

Hay que mantener la costumbre de tener una higiene adecuada, sobre todo de forma íntima, esto también se refiere a la limpieza de la vagina (tanto en el interior como exterior) lavar siempre con agua y jabón.

Por otra parte, la depilación es importante para evitar la acumulación de ácaros o microbios. Además también existen otras formas de mantener aseada la vagina. Acostúmbrate a este hábito.

Conclusiones Claves

  • La sequedad de la zona vaginal se refiere a la disminución de estrógenos, extendiéndose a otros tejidos del organismo.
  • La sequedad vaginal evita la lubricación de las paredes vaginales y ocurre generalmente durante la menopausia.
  • Hay diversos factores que causan sequedad vaginal, incluyendo consumo de cigarros y el estrés frecuente.
  • Hay diversas maneras y tratamientos específicos para aliviar la sequedad vaginal, incluyendo la lubricación, terapia de estrógenos y hábitos de higiene adecuados.